EN EL AÑO 2010…

Mi nombre es José Seín y quiero compartir con ustedes amigos ciberlectores el siguiente relato, ya que es mi experiencia vivida durante este año, ya que fue muy importante el darme cuenta de muchas cosas.
He comenzado a madurar, lo interesante que es a los treinta y cinco años de edad, porque el año dos mil nueve fue doloroso en el mes de septiembre, ya que lamentablemente marco un acontecimiento difícil en mi matrimonio.
Durante el 1° día de Septiembre del 2009 mi esposa Martha, y yo salimos a una fiesta con el fin de convivir con Magda y Marcos, dos familiares con los que compartimos momentos importantes en nuestras vidas, ya que también son un matrimonio joven.
En aquella noche fue interesante el comportamiento de mi esposa, ya que fuimos a una fiesta a San Lorenzo Atemoaya, Delegación Xochimilco, ahí se celebraban unos quince años, pues mi hermano Ángel fue chambelán en aquella ocasión. El patio de la casa de la Familia Flores en donde se llevo el cumpleaños era muy pequeño y eso si humilde y cálido por las personas que ofrecían la fiesta.
Recuerdo que en aquella noche saludamos a dos personas conocidas de mi mamá, quienes lamentablemente nos recibieron con comentarios relacionados a los hijos.
En ese momento el ambiente fue poco amistoso para llevar una charla, comenzaron los interrogatorios para nuestras mujeres, ¿Cuándo vienen los bebes?, ¿Ustedes como mujeres ya deberían darles hijos, porque ellos afortunadamente pueden buscar a otra mujer para darles un hijo? ¿El tiempo está pasando y cada momento tienen menos posibilidades de tener hijos?
Ante estas reacciones decidimos evadirlas y salir a bailar, pero Marcos se sentía incomodo y nos propuso ir a la Casa de Sinhué en Santa Cruz Acalpixca para lo cual accedimos ante toda la mala vibra que se sentía en aquella reunión.
Recuerdo que en aquella noche llevaba mi vocho, el cual era de color azul, tenia poquito de haberlo pintado en este año dos mil nueve. Quiero comentar que es un auto impresionante, el mejor de mi vida.
El caso es que llegamos y entramos a la casa de nuestro amigo, en donde el ambiente era muy distinto, ya que la mayoría de ellos es profesionista y su manera de convivir es con música de Jazz, en inglés y regué.
En esta reunión las personas son más liberales y a mi mujer no le gustaron la forma de ser de las chavas, ya que se dirigían a nosotros y platicaban referente a viajes y la manera en que conciben el amor.
Humberto se encontraba en la fiesta y se puso a platicar con nosotros y de sus experiencias con Isabel una de mis sobrinas y era interesante la manera en que nos manifestaba la forma en que él se había portado con ella, ya que él decía que la había tratado mal.
En ese momento me ofrecieron de beber whisky y acepte la invitación, pero mi esposa se sentía incomoda y mal emocionalmente, así que le dije que se esperara un poquito que nosotros la estábamos pasando bien y que se me hacia mala onda dejar a mis primos en la reunión.
En ese momento ella se jalo y se salió, lo que es extraño es que en ese preciso momento cayó una lluvia y me dijo que ella ya se iba, para lo cual me moleste y le dije que se fuera, en ese instante mis primos se dieron cuenta de que yo estaba enojado y que mi esposa tenía un comportamiento inusual al decir que ya se quería ir a casa.
Marcos salió y hablo con ella, le dijo que esperáramos a que dejara de llover, pero no entendió razones y eso provocó que comenzará a beber de una manera poco habitual, pues le dije que se fuera que estaba bien que se llevará el carro y que se olvidara de nuestra relación porque lo que había hecho era un berrinche y que yo estaba muy enojado y molesto con ella por su actitud.
Ella no entendió razones y se salió corriendo hacia la calle, ahí me fui yo caminando hacia el fin de la cuadra y ahí llego Humberto para decirme que tomara las cosas con calma y que nos fuéramos que ellos entendían y que no había problema.
Así que con molestia fui por el auto, ahí le di un rayón por el coraje y la falta de visibilidad para ver una varilla que estaba mal colocada, eso me hizo enojar mas ya que el auto estaba recién pintado.
Mis acompañantes se subieron y en ese momento me transforme ya que acelere el auto pasando los baches y los topes sin medir las consecuencias y en un charco que invadía la calle el auto derrapo… En ese instante Magda le dijo a Marcos que me avisara que ellos se bajaban y ahí reaccione y le dije a Magda que me disculpara que si estaba molesto, Marcos también me dijo que olvidara lo ocurrido y que entendía la situación que estaba viviendo con el carácter de mi mujer.
En ese momento le reclame a mi esposa por su actitud y mal comportamiento ante las visitas y le dije que ahí se terminaba todo que no quería saber nada de ella.
Dejamos a mi primo en su casa junto con su esposa, y en el vocho estuvimos serios sin hablarnos nada, probablemente cada quien con su enojo y ella con lo del derrape se espanto mucho.
Discutimos fuerte llegando a la casa y cada uno nos pusimos en nuestro plan, así que a la hora de dormir cada quien tomo su lugar sin pedir una disculpa porque el orgullo nos dominaba.
Fue durante la madrugada cuando ella me dijo que había reglado, y que lo curioso es que había mucha sangre en su piyama.
Tomamos las cosas a la ligera pero durante el transcurso del día el sangrado era abundante, así que en la noche fue donde se presento el cuadro más complicado porque ella se veía pálida y demacrada.
Así que decidí informar a sus padres y comentarles que ella no estaba bien, que si por favor me acompañaban a llevarla al médico, así que tome el auto de mis suegros y me dirigí sin rumbo a buscar un médico, lamentablemente todo estaba cerrado. No muchos meses atrás recordé que a mi madre la llevamos a un pequeño hospital en Xochimilco, cerca de la iglesia de San Bernardino y ahí me dirigí sin observar más el camino que al hospital.
Llegamos y nos atendió de inmediato un médico que ante tal situación observo que mi esposa se veía mal a lo cual le inyecto una especie de suero el cual le provoco una reacción muy extraña ya que ella comenzó a convulsionar.
En ese momento me espante y pensé que mi mujer no iba a salir del nosocomio, dijo el doctor que si no se reponía entonces se tenía que quedar en el hospital. Afortunadamente Martha volvió en sí, para lo cual el doctor nos recomendó mucho reposo y que tomara su medicamento.
Al día 2 de septiembre como al medio día Martha fue al baño y ahí se escuchaban unos quejidos indescriptibles, en ese instante pensamos que era en la calle, pero mi cuñada Lucy reacciono y se dio cuenta que era su hermana la que estaba entrando en una nueva convulsión era el momento de abrir, mi suegra quiso romper la puerta, no pudo y mi cuñada fue por la parte de atrás para quitar los cristales de la venta y poder entrar, lo sorprendente es que Martha abrió la puerta y en ese instante tome las llaves del auto para buscar a otro doctor porque veía complicado regresar a Xochimilco ya que el doctor en un inicio no me convenció al hacerme la pregunta si le ponía suero o no a mi esposa. A lo que respondí: Usted es el doctor, usted sabe lo que debe hacer.
Afortunadamente estaba mi padrino Jesús en su taller, él es hojalatero, aunque decimos que es ingeniero en carrocerías automotrices porque hace un buen trabajo en su oficio.
Mi padrino como singularmente le digo, fue llamado por mi suegra para que nos ayudara a subir al auto a mi esposa ya que ella había sufrido un desmayo.
El recordó un hospital llamado la Santísima que se encuentra ubicado en la Colonia Santísima Trinidad, entre los Hornos y Volcanes, en Tlalpan.
Llegamos mi mujer estaba ya muy demacrada por la pérdida de sangre; mi padrino llego a la sala del hospital y tomo una silla de ruedas para trasladar a mi esposa al consultorio, en ese momento la enfermera nos indico donde debíamos recostar a mi esposa e inmediatamente la conecto al oxigeno, porque presentaba dificultades para respirar.
Después llego el doctor y valoro a mi mujer y me comenzó a preguntar que si la había golpeado a lo cual respondí que no, que ella y yo habíamos discutido fuerte, además de que ella estaba a dieta.
El doctor me dijo que era necesario hacer un legrado por la cantidad de sangre que seguía perdiendo, en ese instante reaccione y me di cuenta que la vida de mi esposa corría mucho peligro. El doctor me informo que mi esposa había tenido un embarazo de días y eso estaba provocando el sangrado para lo cual era conveniente hacer un legrado.
Esa tarde llore y le pedí a Dios que le diera fuerza y ojala todo saliera bien, en ese instante note que habíamos discutido por tonterías que no valían la pena.
Mis suegros llegaron y en ese sentido nos dieron fortaleza y que no nos preocupáramos que todo iba a estar bien. Mi esposa estaba dormida totalmente y el doctor me dijo que ingresaría en poco tiempo al quirófano a lo cual yo le dije que la cuidara mucho que en realidad le pedía a Dios para que bendijera sus manos y me dijo que no me preocupara que ella iba a estar bien.
Mi primer noche en el hospital fue muy difícil y traumático ya que a cada momento cuidaba que mi esposa respirara, y que estuviera tranquila, por otra parte el doctor me dijo que ella había perdido mucha sangre y que probablemente era necesario hacer una transfusión, esa situación me preocupo, porque en ocasiones el cuerpo no acepta tan fácilmente la sangre de otras personas y eso provoca a la larga complicaciones, ahí llore y le dije al doctor que hiciera lo posible porque mi mujer no recibiera la transfusión, a lo que él me respondió que dependía de ella el salir adelante. Así que le inyectaron mucho hierro, la enfermera me dijo que el nivel de anemia era grado 7 y que si no reaccionaba rápido se podían complicar las cosas. En la mañana volvió una nueva convulsión y eso me puso de mas nervios así que me apoye con la enfermera y en ese momento estaban a punto de solicitar la sangre para lo cual yo dije que esperáramos un poco más para ver que su cuerpo reaccionara y asimilara el hierro. Una vez estabilizada mi esposa platique con ella y le dije que tenía que hacer todo su esfuerzo que necesitábamos salir adelante por el amor que nos teníamos y que se me hacia injusto lo que estábamos pasando por culpa de nuestros caracteres.
Por la tarde rece ante el crucifijo que estaba detrás de la cama y le ofrecí al Cristo dejarme crecer el cabello para presentarlo en su templo en Chalma, así que mis ruegos fueron escuchados ya que ella comenzó a reaccionar positivamente, ya no fue necesaria la transfusión.
Gracias a Dios todo estuvo bien, mi esposa lucho con su organismo para que con el alimento tuviera la fuerza necesaria y ahí surgió una nueva promeso que día a día íbamos a platicar lo que nos molestaba en ciertas situaciones y que íbamos a tener más comprensión y comunicación para cuidar nuestra relación, porque en mi caso vi que perdía algo importante en mi vida y si ella no está conmigo no tiene caso luchar.
Cuando me vi solo en casa, y que la habitación estaba triste y en desorden valore que era a mi esposa y es triste verme solo sin la compañera que Dios designo para mi…
El 16 de noviembre de 2009 en mi cumpleaños número treinta y cinco, llore frente a la familia y en mi deseo dije: “Quiero a mi bebe”, porque sentí que como ser humano había fallado y eso fue algo que dejo marcado parte de mi vida el saber que por una situación de disgusto se pueden perder las cosas que más uno quiere en la vida.
En el último día del año 2010 hice mi brindis en espera de realizar nuevos sueños y proyectos y entre ellos el fortalecimiento de nuestro matrimonio y que se inicia con el tener una nueva casa en donde se fortalezcan los sueños y se desarrolle al máximo el amor.
Por esta razón es conveniente hacer un balance de los logros obtenidos en nuestro matrimonio durante este año, para ver si se ha superado desde el punto de vista familiar lo vivido en el hospital.
Agradezco a Dios y a la vida por las experiencias vividas y esperamos que nos ayude a crecer como pareja…

~ por atemoaya en enero 2, 2011.

Una respuesta to “EN EL AÑO 2010…”

  1. el mes de abril sera fantastiko para mi le mando saludos a:nohema,alondray gaby.
    las quiero mucho……=)
    tambn a todoOs loOs del salOon de la esc..sec…tec…156 al grupoO d 3.C♥☻♣ ◙♀☼☺►◄↕‼¶TE AMOo CRISTIAN””””””

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: